Miles de aficionados no dejan solo al Betis en Segunda e invaden Sabadell