La senyera, en la segunda equipación del Barça