El doblete de Messi ante el Córdoba no le sirve para alcanzar a Cristiano Ronaldo