Guardiola insiste en que es "prácticamente imposible" ganar la Liga