Luis Suárez está más cerca de jugar la final de Copa del Rey pese a sus molestias