Luis Enrique vuelve a sonreír pese a meses de tensión con la prensa