Cesc sintió el apoyo del Camp Nou