Un aficionado con la camiseta del Real Madrid se unió a los pitos e insultos contra Cristiano