Zidane, preparado por si recibe la llamada de urgencia de Florentino Pérez