Varios hinchas se juegan la vida saltando una valla para colarse y ver el Rayo-Madrid