Último partido del año en el Calderón, ¿seguirá la división de la afición y el Frente?