De la Red no perdona el penalti sobre Salgado