Rafa Benítez y la parábola del burro para defenderse de las críticas en el Madrid