El Racing-Hércules pudo estar amañado