RCD Espanyol y FC Barcelona, comprometidos con una Supercopa de Catalunya consolidada