Pellegrino destaca la peligrosidad del Real Madrid y su capacidad de romper el partido "con un arreón"