Mouriño confirma que rechazaron una oferta de compra del Celta y que podrían dejar Balaídos