El Malmö se proclama campeón de la liga sueca por cuarta vez en cinco años