El Madrid afronta el derbi ante el Atlético para cerrar heridas y al borde del precipicio