El mosqueo de Leo Messi con el Barça: el delantero medita su futuro como culé