Gareth Bale, el hombre de las finales en el Madrid está listo para ser decisivo en Cardiff