Las cuatro ideas que Florentino quiso dejar claro… y un aviso a la afición del Bernabéu