Florentino tiene un plan: Gareth Bale es el sustituto natural de Cristiano Ronaldo