Llorente y el Bernabéu mantienen su romance