La Federación alemana de fútbol investiga los graves incidentes de un partido de Copa