David Beckham termina su aventura en Los Ángeles pero anuncia que seguirá jugando