Cristiano empieza la semana con un Balón de Oro y la termina con un Mundial