Las estadísticas no están con Cristiano Ronaldo: un 'susto' cada cuatro días