"¡Bienvenido a casa, Torres!": Fuenlabrada recibe eufórica a su hijo pródigo