El Betis pierde su segundo partido y la afición estalla contra los jugadores y el palco