El Benzema más rematador usa el primer toque para silenciar las críticas con goles