Bale sufre un edema en el sóleo de la pierna izquierda, pero sin rotura fibrilar