Bale se encuentra una cómica sorpresa en su taquilla