Antonio, hincha del Valladolid, en silla de ruedas tras caer celebrando el ascenso