¿La obsesión de Griezmann? ¿Recuerdos del pasado? Volvió a fallar de penalti