¡Asensio dirige la contra, se cuela hasta la cocina y le regala el gol a Iñaki Williams!