Los aficionados argentinos solo podrán viajar a Madrid si tienen entrada para la final de la Libertadores entre River y Boca