Un grupo de radicales increpan a la directiva del Barcelona al grito de ''fascistas'' durante la celebración de la Diada