Piqué se deja el mismo corte del pelo que en el 2-6 al Real Madrid en el Bernabéu