Courtois avisó a Zidane antes del partido de sus problemas estomacales: perdió dos kilos tras el partido