La Agencia Estadounidense Antidopaje afirma que Lance Armstrong les intentó 'comprar'