El cabreo de Ceballos con Nacho en el entrenamiento: “No te equivoques”