La brutal agresión por la que un adolescente ha sido expulsado de por vida del hockey