1 , 2, 3… ¡y hasta 6 veces golpea la bola de bádminton desde el suelo!