El árbitro le pide un autógrafo a Özil en la tarjeta amarilla