La afición sevillista sigue sin perdonar la goleada ante el Betis y… lo dejó claro