Un deportista, a punto de morir tras romperse la cuerda con la que hacía puenting a 92 metros de altura

Un deportista, a punto de morir tras romperse la cuerda con la que hacía puenting a 92 metros de altura