La gala de la UEFA más blanca que se recuerda: Ramos, Modric y Cristiano, premiados