A Cristiano no le sienta bien perder en el entrenamiento y amaga con un pelotazo a Benzema