Neymar regresó a la acción como suplente y falló dos ocasiones claras de gol